Día Mundial del Niño Prematuro: ¿cómo prevenir esta condición y qué cuidados tener?

0
228
Día Mundial del Niño Prematuro

 

 

Cada 17 de noviembre se conmemora el Día Mundial del Prematuro, instancia que fue impulsada por la Fundación Europea para la Atención de Recién Nacidos (EDCNI), que busca reflejar los riesgos del parto con esta condición y de sensibilizar sobre las necesidades y derechos de prematuros y sus familias tras reflejar un aumento en la proyección durante este año.

Las complicaciones de la prematuridad constituyen la principal causa de muerte en el periodo neonatal. Según la Organización Panamericana de la Salud, cada año alrededor de 1,2 millones de nacimientos ocurren en forma prematura, pacientes que requieren de atención especializada y cuidados específicos que les permitan crecer y desarrollarse saludablemente.

Los recién nacidos son prematuros cuando el parto se produce antes de las 37 semanas de gestación. Sin embargo, según cifras de la rama de Neonatología de la Sociedad Chilena de Pediatría, cada año nacen más de 240.000 niños en el país, de los cuales un 2% nace con menos de 32 semanas de gestación y pesa menos de 1,5 kg cifras que se pronostica que aumenten durante este año.

Cuidados esenciales que debe recibir un prematuro

Según el doctor Mauricio Pinto, jefe del servicio de neonatología de Clínica Las Condes, “los cuidados van a depender de cuán prematuro sea el niño o niña, y deben aplicarse desde el preciso momento del nacimiento, recibiendo el parto en una cuna especial que pueda mantener la termorregulación, adicionalmente se debe fomentar el apego desde un inicio y en lo posible apoyar el inicio precoz de la lactancia materna”.
Pero ¿por qué se producen?

Según sostiene el especialista, entre las causas más habituales que pueden desencadenar un parto antes de tiempo está la rotura de membranas, que se asocia principalmente a infecciones durante el embarazo. Por ello, el control prenatal periódico es de suma importancia, ya que en el caso de que las madres presenten alguna patología será necesario realizar un manejo adecuado, de modo de disminuir las probabilidades de desencadenar un parto antes de tiempo.

Entre los factores que inciden se encuentran:
Problemas inherentes al feto: malformaciones o trastornos genéticos y embarazos múltiples, entre otros.
Alteraciones del ambiente uterino y de la placenta: desprendimiento de esta e infecciones.
Problemas en la salud de la madre: enfermedades, exposición al tabaco o drogas, o incompetencia del cuello del útero para contener el embarazo.

¿Qué riesgos puede tener un menor nacido antes de tiempo?
“Todo dependerá principalmente de la edad gestacional y de las condiciones que generan en trabajo de parto prematuro. El prematuro que genera mayor inquietud es aquel que nace antes de la semana 32 y, en particular, antes de la 28”. Dado esto, un bebé prematuro puede presentar signos de los siguientes problemas:
Anemia: deficiencia de glóbulos rojos.
Daño neurológico o alteraciones del desarrollo: a raíz del sangrado en el cerebro o daño a la sustancia blanca de este.
Infección o sepsis neonatal.
Hipoglucemia: bajo nivel de azúcar en la sangre.
Síndrome de dificultad respiratoria neonatal por inmadurez pulmonar o infecciones, sangrado en los pulmones (hemorragia pulmonar) o apneas del prematuro.
Ictericia del recién nacido: color amarillo en la piel y en las mucosas.
Conducto arterioso persistente.
Enterocolitis necrosante: inflamación intestinal grave.

 
Google News Portal Red Salud
Síguenos en Google Noticias

Equipo Prensa Portal Red Salud

   

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here