Estudio revela prácticas deficientes a la hora de reciclar en edificios: Un 38% no separa bien los residuos

0
447
Estudio revela prácticas deficientes a la hora de reciclar en edificios: Un 38% no separa bien los residuos

 

Si bien la mayoría de los edificios cuentan con un espacio destinado al reciclaje, solo en el 55% de ellos los vecinos efectivamente lo utilizan.

Diariamente, en los edificios se genera una enorme cantidad de residuos, parte de los cuales tiene potencial para ser reciclado. Sin embargo, muchas veces los residentes lo desconocen, no tienen la costumbre de hacerlo o la comunidad no cuenta con un lugar para depositar ese material.

Un estudio –realizado por el software de administración de edificios ComunidadFeliz y Coca-Cola Chile– indagó sobre el estado del reciclaje en los edificios del país. Para esto entrevistó a 600 administradores o miembros de comités de esas comunidades sobre sus prácticas de reciclaje y concientización de los residentes.

“Es importante hacer este tipo de estudios, porque -para poder llegar a una solución- es fundamental entender el problema. Así, a través de esta radiografía, escuchamos la voz de más 600 comunidades de todo Chile sobre sus hábitos de reciclaje, y ahora, con esta información, podemos poner manos a la obra con estrategias para incentivar aún más la separación correcta de residuos sólidos en más edificios, para velar por comunidades más sustentables”, explica Valeria Morillo, encargada de contenidos de comunidadfeliz.cl.

Los resultados del sondeo –titulado «Radiografía del Reciclaje en Condominios y Edificios de Chile 2023″– arrojaron que el 75,5% de los edificios cuenta con un espacio definido donde dejar el material reciclable. Mientras que un 25,5% no lo posee.
Sin embargo, tener un espacio destinado al reciclaje no garantiza su utilización. Según el estudio, solo en el 55% de los edificios los vecinos efectivamente dejan material reciclable en esos lugares; en el 31% «algunos o muy pocos» lo hacen; y en el 10% los residentes no lo utilizan.

Además, dentro de los condominios que sí reciclan, apenas en uno de cada cinco aproximadamente todos los residentes o al menos la mitad de ellos sí realiza esta acción; y solo el 43,5% separa correctamente los residuos para ser reciclados. En tanto, el 38% no lo realiza de la forma adecuada.


«En este punto vemos que existe una oportunidad de mejora en la gestión de residuos reciclable», apunta el informe, que recomienda a los administradores encuestar a los vecinos para conocer las razones de por qué no reciclan con el fin de poder revertirlo.
El estudio da cuenta de que en el 62% de las comunidades se ha realizado alguna campaña para incentivar el reciclaje, pero en la mayoría de los casos no tuvo el impacto esperado.


Las principales barreras para impulsar el reciclaje en edificios y condominios –según los administradores– son la falta de información o conocimiento sobre el tema (41%), los recursos para hacerlo (29,5), la falta de articulación de los vecinos (24,8%) y, en menor medida, que el personal no está dispuesto a realizar esa labor (4,7%).


Botellas de plástico PET y envases de vidrio es lo que más se recicla
El material que más se recicla o separa dentro de los condominios son las botellas de plástico PET, en el 74,8% de las comunidades; luego el vidrio (70,8%), el cartón (65,7%), aluminio o latas (35,5%) y otros plásticos (20%). Solo en el 1% se recicla aceite y pilas.
En tanto, en el 41% de los condominios quienes separan el material reciclado son los trabajadores del edificio, en el 33% de los casos los mismos residentes y en el 6,8% una empresa externa de reciclaje. También hay un 19,2% en que no se separa el material.
Además, poco más de la mitad (el 55,5%) de los edificios cuenta con algún servicio de retiro de materiales, que en la mayoría de los casos los retiran semanalmente o dos veces al mes.

“Nos llamó la atención que un gran porcentaje de los vecinos no sabe qué sucede después con el material reciclado, es decir, no saben el verdadero impacto positivo que tiene la acción de dedicar tiempo a separar residuos. Además, si bien existen espacios designados al reciclaje, aún hay muchos residentes que no lo hacen, y esto es alarmante, dado que hablamos de un hábito”, agrega Valeria Morillo.


Finalmente, la gran mayoría de los administradores (el 88,5%) no sabe qué sucede con el material reciclado una vez que se deposita en los contenedores adecuados. Esto resalta la necesidad de una mayor educación sobre el proceso de reciclaje, sus beneficios y el impacto positivo que puede tener en el medioambiente.

«Si queremos lograr un mundo sin residuos es fundamental que las comunidades tomen conciencia del potencial reciclable de los residuos que generan», comenta Paola Calorio, directora de Asuntos Públicos, Comunicaciones y Sustentabilidad de Coca-Cola Chile, Bolivia y Paraguay. Agrega que «nuestras botellas de plástico PET son 100% reciclables, lo que incluye tapa, botella y etiqueta, aprovechando al máximo su porcentaje de reciclabilidad».


De hecho, en una campaña impulsada por Coca-Cola en 2022, se lograron recuperar más de mil toneladas de PET y se espera que este 2023 se recolecten otras 6 mil toneladas. Estas botellas pueden ser usadas hasta doce veces, mientras los envases de vidrio hasta 35 veces.

 
Google News Portal Red Salud
Síguenos en Google Noticias

Equipo Prensa Portal Red Salud

   

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here