Expertos plantearon que cobertura a medicamentos ambulatorios es necesaria y posible pero no tiene piso político

0
768
Expo Hospital 2019
Expo Hospital 2019

Expo Hospital 2019

En el Encuentro Internacional de la Salud en Chile se llegó a la conclusión de que asegurar el financiamiento a los fármacos es una iniciativa deseable pero necesita un consenso que el Parlamento no es capaz de otorgar.

La cobertura de los fármacos ambulatorios por los seguros de salud es necesaria y posible pero es improbable que llegue a  aprobarse si su discusión nace en el Parlamento. Esa es la conclusión a la que se llegó en la actividad “¿Está Chile preparado para incorporar cobertura de medicamentos en el Plan Universal de salud?”, que se realizó en la primera jornada del Encuentro Internacional de la Salud en Chile, EISACH, que se lleva a cabo en el marco de Expo Hospital 2019.

El encuentro contó con la participación del diputado Jaime Bellolio, la investigadora del Centro de Estudios Públicos Alejandra Benítez,  el director de postgrado de la Universidad Andrés Bello Rony Lenz y el exsuperintendente de Salud y director del Centro de estudios Espacio Público, Manuel Inostroza, quien ofició de moderador. Este último señaló la incorporación de cobertura para los fármacos ambulatorios “es demandada especialmente por los adultos mayores que incurren en altos gastos durante el peor escenario de ingresos de su vida”. Puntualizó que en promedio, los chilenos pagan de su bolsillo el 32 por ciento de sus gastos en salud y de esa cifra, más de la mitad es por medicamentos ambulatorios no cubiertos por los sistemas público y privado.

El director de postgrado de la UNAB manifestó  que el 20% de las familias chilenas están afectadas por el llamado gasto catastrófico en medicamentos, el que las  empobrece no importando el decil al que pertenecen. “Por ello, a partir de ese diagnóstico, en este encuentro empezamos a explorar las distintas alternativas técnicas y políticas para la existencia de un seguro que cubra parte de los gastos en medicamentos”. Para el docente esta iniciativa es técnicamente factible “ya que tenemos como país  la  capacidad de desarrollar un sistema siguiendo el paso que han tenido los países europeos”, dijo una vez terminada la actividad que también constó de un panel en el que además participaron Jean Jacques Duhart, vicepresidente ejecutivo de la Cámara de Innovación Farmacéutica; Marcelo Mosso, director de Fonasa y la investigadora del Centro de Estudios Públicos, Carlina Velasco.

Explicó también el Instituto de Salud Pública de la Universidad Andrés Bello ha realizado encuestas para conocer la disposición de las personas a pagar por un seguro de medicamentos “y nos atrevemos a decir que más del 70 por ciento se embarcaría en una iniciativa así”. Puntualizó que la mitad de la población estaría de acuerdo en pagar para ese efecto un  1%  más en su cotización “y eso nos da una base para empezar a impulsar políticamente y emparejarnos con los países de la OCDE”. Advirtió que las falencias están en las instancias para generar acuerdos políticos. “Por lo tanto, buena parte de la construcción de éstos los vamos a tener que trasladar a las universidades, centros de estudio, hacer participar a la industria y a algunas agencias del estado”.

Sostuvo empezar a dialogar sobre el tema es una importante señal y advirtió que de llevarse a cabo la cobertura, ésta comenzaría de a poco. “El GES no empezó con las 80 patologías sino que  fueron incorporándose por etapas. En este caso, se empezaría con la generación de guías, protocolos, contratos, convenios con laboratorios, lo que requerirá tiempo”.

A su vez, el diputado Jaime Bellolio manifestó  que “mi impresión es que para lograr cobertura en los fármacos hay que construir el consenso necesario  desde la sociedad  para luego, llevarlo más acabado al congreso y al ejecutivo. Si lo hacemos desde el Parlamento será difícil llegar a una  política pública concreta”, a la vez que puntualizó que dentro de todas las urgencias que existen en salud se tiende considerar los medicamentos como un tema no prioritario. Por último, el parlamentario consideró  que aún así la idea es necesaria y por lo mismo, solicitó ayuda a académicos y expertos  “que no tienen interés propio sino que aportar a la salud públicos lograr generar consenso en el Congreso”.

 

 

María Soledad Romero
BOLD Comunicaciones
mariasoledad@boldcomunicaciones.cl
www.boldcomunicaciones.cl

 

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here